top of page

Las bombas nucleares tácticas de Putin

Actualizado: 9 nov 2022

Son las que el líder checheno Ramzan Kadyrov propone que se lancen sobre Ucrania

Las armas nucleares tácticas pueden ser tan potentes como la de Hiroshima

Se habla en estos días de armas nucleares y en concreto de las tácticas por el temor de que Rusia o Corea del Norte las use. En el primer caso, en la guerra de Ucrania y en el segundo, sobre Japón o Corea del Sur.


Tanto Putin como Kim Jong-un (líder supremo de Corea del Norte) amenazan con su derecho a defenderse con las más sofisticadas armas que poseen, si lo consideraran necesario.


Evidentemente, tanto uno como el otro son conscientes de que usar estas armas supondría también su eliminación ya que el Mundo entero se vería sumido en una guerra nuclear apocalíptica. Es por ello por lo que los analistas creen que todo es un artificio dialéctico disuasorio para mantener alejados a sus enemigos.


Putin dice que usará las armas que considere necesario

Lanzamisiles como monumento en una plaza

Esta exhibición de poder balístico puede llevar al Mundo al tan temido invierno nuclear. Un simple descuido y se desatará un infierno sin precedentes.


Al oir eso de "armas nucleares de baja intensidad", uno puede pensar que solo afectan a las tropas enemigas, sin consecuencias para los civiles. O que el destrozo sería sobre una franja de terreno reducida.


Para medir la potencia de un arma nuclear se dice que equivale a más o menos kilotones de TNT. Cuando se habla de kilotones se refieren al equivalente en poder destructivo del TNT o trinitrotolueno que es una mezcla química que se usa desde finales del siglo XIX como explosivo.


Si se dice que una bomba produce una explosión de un kilotón hablamos del equivalente a mil toneladas de TNT. ¿Eso es mucho o poco?


Las bombas que se lanzaron sobre Japón en 1945 serían consideradas hoy de baja intensidad (hasta 100 kilotones) ya que tenían entre 16 y 22 kilotones. Observa como era Nakasaki antes y después de la explosión nuclear: practicamente desapareció.

En la actualidad, las armas nucleares pueden ser estratégicas o tácticas. Las primeras son las peores y su potencia destructiva se mide no en kilotones sino en megatones (un megatón sería un millón de toneladas de TNT).


Es imposible hacerse una idea del poder destructivo de una bomba de ese calibre, verdaderas armas apocalípticas, como el Poseidón, un enorme torpedo de 25 metros de largo y dos megatones o más.


El Poseidón puede recorrer 10.000 kilómetros a 185 kilómetros por hora

Pero estos misiles no son de los que habla el gobernador de la República rusa de Chechenia, Ramzan Kadyrov, un dictador nombrado por Vladimir Putin; le ha ascendido a coronel-general (como regalo de cumpleaños).


Kadyrov llevaba solo medio año como teniente-general cuando ha vuelto a ser ascendido por Putin por ser un buen “pelotas”, como diría cualquier chaval.


Dice haber enviado a sus tres hijos mayores al frente ucraniano (lo ha mencionado en su canal de Telegram), pero que son menores de edad, ya que no han cumplido aún los 18 años.


Para los que no tenéis mucha idea de cómo van los rangos militares, deciros que en España (y muchos Países), el rango máximo al que se puede llegar en el ejército es teniente-general. En Rusia, en cambio, existe uno superior a ese, el de coronel-general, que es a lo que ha sido ascendido Kadyrov. Por encima solo están los “generales de ejército” y por encima de éstos solo está Putin.


El caso es que Kadyrov, que también tiene el reconocimiento de “héroe de la Federación de Rusia”, igualmente concedido por Putin (como no), está tan crecido que incluso se permite la licencia de criticar a los altos mandos que coordinan las operaciones en Ucrania. Es en este contexto en el que el checheno ha dicho que debieran usarse armas nucleares tácticas en la guerra. Al no ser estratégicas considera que no son tan destructivas, pero sí lo suficiente como para decantar la victoria hacia el lado ruso.


Kadyrov lo dice para agradar a su líder, pero sin conocimiento de lo que se necesita para hacer daño de verdad a las desperdigadas tropas ucranianas en diferentes frentes.


¿Cuántas bombas tácticas se necesitarían en Ucrania?

Lanzar un misil atómico de corto alcance sobre Ucrania no haría que Rusia ganara la guerra.


No eliminaría todos los frentes abiertos en los que los soldados ucranianos avanzan lenta pero inexorablemente.


Los misiles dotados de cabezas nucleares tácticas, al ser más pequeños, pueden ser transportados de un lugar a otro de modo relativamente fácil. Rusia cuenta con el arsenal más importante de este tipo de armamento, ya que poseen cientos de artefactos nucleares tácticos. Pero las dos grandes superpotencias se vigilan mutuamente mediante sus satélites artificiales de modo que, si una de ellas hace movimientos sospechosos con respecto a su arsenal nuclear, la otra lo detectaría de inmediato.


Incluso siendo misiles de menor potencia, difícilmente podrían los rusos hacerlos pasar por piezas de artillería “convencionales” porque los drones los identificarían con casi toda probabilidad. Pero si no fuera así, resultan más efectivas las bombas termobáricas de alto impulso que ya de por sí son terroríficas, sin ser nucleares.


Tan destructivas son que la "Convención de Ginebra de ciertas armas convencionales" (en vigor desde los años 80) prohibe su uso.


El Gobierno ucraniano ha denunciado su empleo por parte de Rusia lo que desde el Kremlin no afirman ni desmienten (Ucrania no ha presentado pruebas de su acusación).


Tal vez se refería a estos artilugios el líder checheno. Las bombas OVB (Otec vseh bomb) son también conocidas como "Bombas de Vacío" porque absorben el aire del lugar en el que son lanzadas, asfixiando a todo ser vivo que pudiera librarse del estallido inicial.


Se debe a la mezcla de combustible que lleva el artefacto que, al entrar en contacto con el oxígeno lo consume generando una descomunal explosión.


Se acusó a los rusos de haber usado bombas termobáricas o de vacío en Chechenia, de ahí que posiblemente son a las que se refiere Kadyrov, porque ya conozca su efecto destructor. Se dijo que también se usaron en Siria. Nunca se ha demostrado que así haya sido.


¿Amenaza o solo disuasión?

Los aviones de la OTAN patrullan la frontera con Rusia

Cómo acabamos de ver, las armas nucleares no son necesarias si Rusia pretende causar un daño atroz inmediato, porque para eso cuenta con las denominadas comúnmente armas de vacío y que los propios rusos denominan "el padre de todas las bombas" (entiéndase, convencionales).


Se dice que EEUU entrarían en el conflicto si Rusia suelta una bomba nuclear táctica sobre Ucrania, pero ¿se la jugarían por un País que no es miembro de la OTAN? ¿Estarían dispuestos a iniciar una reacción en cadena que llevara a otra Guerra Mundial y al fin de la especie humana?


Tengamos en cuenta que se desataría el infierno si EEUU ataca a las tropas rusas desplegadas en Ucrania, porque Rusia respondería y probablemente con armas más poderosas.


Por otro lado, otras dictaduras (e incluso democracias con poder nuclear que se sientan amenazadas), se verían legitimadas para usar su propio arsenal contra sus enemigos.


Pero es probable que el pueblo ruso no aceptaría que su Gobierno cruce esa línea, por lo que pudiera producirse una rebelión que si Putin no controla sería su final y el de sus compinches, ya que se extendería como la pólvora por toda Rusia. ¿Está Putin preparado para correr ese riesgo?


Los ciudadanos rusos se rebelarían porque no quieren la guerra a la que se les obliga a marchar ni ser destruidos por USA mientras duermen o acuden al trabajo cualquier día que sonaran las alarmas anunciando la llegada de misiles nucleares.


¿Y si atacan la central nuclear de Zaporiyia? En cierto modo sería también un ataque atómico. No es decabellado puesto que está siendo asediada por los ucranianos ya que se halla en poder de los rusos. Si son los primeros los que bombardean la central, el ataque nuclear habrá sido cosa de Ucrania, sin poseer éstos arsenal atómico.


Por lo tanto, la artillería ucraniana debiera desistir de lanzar ataques contra la central por el alto riesgo que se corre. Quiénes mantienen los dos reactores en funcionamiento, de los seis que posee la central, son técnicos ucranianos, aunque la seguridad corre a cargo de los rusos. Pero éstos últimos han destacado cañones en las inmediaciones de la central para atacar enclaves ucranianos desde los mismos.


Cierto que los reactores en Zaporiyia tienen un recubrimiento más fuerte que el de Chernóbil, de acero y hormigón armado, por lo que hacen falta misiles muy potentes para destruirlos.


Por otro lado, un ataque a alguno de sus depósitos de residuos liberaría radiación, pero no más lejos de 15 o 16 kilómetros. Un ataque ucraniano más intenso para recuperar la central también queda descartado porque Zelenski, que ya ha ganado la guerra mediática, no querrá que se le acuse de provocar un segundo Chernóbil.


Ahora bien, la energía producida por la central es un beneficio para Rusia y en concreto para sus instalaciones en Jersón o Crimea (la distancia desde la central a la capital de Crimea, Sebastopol, es de unos 500 kilómetros tan solo). Es por lo que Rusia estaba tan interesada en conquistar Zaporiyia y por lo que protegerá la central nuclear.

166 visualizaciones0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo

Comments


bottom of page