España en el Mundo (II): potencia cultural y nivel de felicidad

Actualizado: jul 13

España ofrece una increíble diversidad cultural, siendo el segundo País más visitado del Mundo, pero ¿cómo viven realmente los españoles?

España es también modernidad: Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia

Por encargo de la Red SAFE WORLD sobre el posicionamiento de nuestro País en el Mundo, incorporaré al presente post los resultados de los rankings y listados referentes a la aportación cultural española, lo que ofrece a quiénes nos visitan y la forma en qué vivimos.



España es uno de los Países que más ha aportado al Mundo


En lo que España más despunta como potencia mundial es en turismo internacional; antes de la pandemia global del coronavirus causante de la COVID-19, era el segundo País con más visitantes después de los Estados Unidos. Nada menos que 82 millones de turistas (según datos de la Organización Mundial de Turismo) nos han visitaron en 2019, sin embargo, la calidad de los servicios no se corresponde con ese puesto preeminente; en ese aspecto, somos los sextos a escala mundial y los segundos de la Unión Europea. México nos supera por dos puestos. España deberá incidir en este aspecto si desea remontar la crisis económica ocasionada por el virus.


A pesar de que el sector turístico experimenta el peor momento de la Historia reciente al cancelarse las reservas, con una previsión para julio de tan solo el 20% de la ocupación hotelera, algo inaudito en las últimas décadas en España. La excepción viene de la mano de la red de paradores nacionales que han aumentado el número de reservas para el verano, con respecto a 2019. Se trata de alojamientos singulares gestionados por el Estado; hoteles de capacidad pequeña o mediana y alejados, por lo general, de la masificación urbana. Tal vez por esto último inspiran más confianza con respecto a la adopción de medidas higiénico-sanitarias.


Pero hay espacio para la esperanza: las grandes cadenas de hoteles siguen invirtiendo. En la archiconocida Costa del Sol, la cadena HILTON inaugurará dos hoteles de gran lujo en los próximos años, anuncio que ha realizado recientemente. Es una señal clara de que España sigue atrayendo a los inversores extranjeros por su excelente clima y sus amplias posibilidades.

Es el País con más reservas de la Biosfera del Planeta, según la UNESCO, en concreto 48 reservas. Le sigue los Estados Unidos con 47 y México con 42 reservas naturales. En noveno lugar del Mundo y tercera de Hispanoamérica está Argentina que a pesar de su vastísima extensión solo tiene quince reservas naturales. Proteger el patrimonio histórico-artístico y arqueológico, así como el natural es sinónimo de riqueza ya que atrae a turistas que dejan mucho dinero y otorga al País una excelente imagen; además, sirve para que sea conocido en todo el Mundo por sus monumentos y espacios naturales.

España es el tercer País con mayor patrimonio histórico-artístico, por detrás de Italia y China. ¿Quién no conoce las cuevas de Altamira? O el impresionante legado andalusí cuya culminación es la archiconocida Alhambra de Granada. Las bellas catedrales góticas españolas deleitan a quiénes las contemplan, maravillados, como las espectaculares obras escultóricas y cuadros de los grandes maestros del Renacimiento y Barroco españoles.


La UNESCO ha declarado patrimonio de la Humanidad a quince ciudades españolas e incluso rutas que pasan por varias Regiones de España que hacen las delicias de quiénes se aventuran en ellas, como el famosísimo Camino de Santiago. Expresiones culturales conocidas en todo el Mundo como los Castells de Cataluña o el flamenco son ya universales.

No hay estudiante en el Mundo que no haya leído sobre el Siglo de Oro español, que dio tan geniales obras a la literatura y arte universales. Pero España siguió dando insignes figuras en épocas posteriores ¿De veras puede haber alguien, con una cultura media, que no sepa quiénes fueron Séneca, Cervantes, Velázquez, Goya, Picasso o Dalí?

En cualquier campo, artes, letras, filosofía, ciencias o ingenierías, España figura en octavo lugar de entre los Países que más genios ha dado a la Historia. De la comunidad hispana, el País que más sabios y grandes maestros ha dado al Mundo en los ámbitos cultural y científico, después de España, ha sido Argentina.


Lo que no puede negarse es el inmenso tesoro que España ha dado a la Humanidad con el idioma castellano, el segundo más hablado del Mundo después del chino (437 millones de personas), el que más Países tienen como lengua oficial, nada menos que 31 y uno de los que más se estudia en academias y facultades de todo el Mundo. Es además, uno de los seis idiomas oficiales de la ONU.


Por todo lo anterior, y ponderando las medias de cada aspecto analizado, España es el cuarto País que más peso cultural, artístico e histórico ha aportado a la Humanidad. No olvidemos que "redescubrió" el continente americano para Europa, uniendo dos mundos y creando el primer imperio global de la Historia que mantuvo intacto 300 años. Herencia de esa inmensidad es la cultura hispánica que comparte una treintena de Países.



En Hispanoamérica son más felices que en España


Con tan grandiosa aportación al Mundo, cualquiera pensaría que los españoles somo un pueblo orgulloso pero ¿estamos verdaderamente satisfechos? ¿Se refleja ese orgullo en nuestra forma de vivir?


Empecemos por saber cuánto vivimos, de media, los españoles. Nos guiamos por el Informe Mundial de la Felicidad, publicado todos los años por la Red de Soluciones para un Desarrollo Sostenible de la ONU, que sitúa a España en el puesto 28º de entre los más felices del Mundo (ha subido ocho puestos con respecto al año 2017, aunque debe decirse que el listado actual se elaboró antes de la pandemia). Los españoles no somos los que más contentos estamos con nuestra vida de la Unión Europea, lo son los finlandeses. De 27 Países que conforman la UE, los españoles estamos en el puesto 11º en cuanto a nivel de felicidad (hemos subido dos puestos con respecto a 2018).

Es el primer aspecto positivo en el que observamos que España, con respecto a la comunidad hispana, no es la primera, sino que está en cuarto lugar - ha subido cuatro puestos - de un total de 26 Naciones en las que el español es idioma oficial (hay aparte cinco territorios en los que también es cooficial). Los más alegres son los costarricenses (puesto 15º del Mundo).


Claro que, si la longevidad la marca la alegría con la que vivimos y lo felices que seamos durante nuestra vida, no se entiende que España esté en un puesto tan bajo en cuanto a nivel de felicidad, siendo como es el País donde sus habitantes viven más años: concretamente, la esperanza media de vida de los españoles llega a 84 años, la misma que la de los japoneses. Con respecto a los Países hispanoparlantes, de nuevo Costa Rica es el que se lleva la palma (después de España en esta ocasión) con una esperanza media de vida de 79 años, cinco menos que la de los españoles. En Cuba, con una economía muy deficiente, tienen la misma esperanza media de vida que en Costa Rica.

Lo que cuenta es la forma en que cada País cuida de sus ancianos, de las actividades que organizan para que se interrelacionen y no se sientan solos o abandonados por el sistema, deseando seguir viviendo.


Durante la pandemia, se han podido constatar las graves deficiencias en el cuidado de ancianos en el Estado español, lo que choca con su alta longevidad: el virus ha hecho estragos en las residencias de ancianos, donde pudo comprobarse que carecían de medios para hacer frente a una crisis sanitaria, algo impropio de un País supuestamente avanzado como España. Por otro lado, desde hace algunos años, los jubilados se quejan de no recibir pensiones adecuadas.

Las condiciones generales en las que vive la población española pueden ser calificadas de buenas, con una cobertura muy amplia para los desempleados, que se está poniendo a prueba con la crisis económica generada por el coronavirus, dando lugar al cierre de numerosas empresas por falta de negocio y clientela. En España, con datos del Servicio Público de Empleo de junio de 2020, hay 3,86 millones de parados, una cifra escalofriante al unirla a la de las personas a las que se les ha aplicado un ERTE (Expediente de Regulación Temporal de Empleo) pues supone casi 8,4 millones de personas buscando un trabajo actualmente.


Con respecto al sistema sanitario, que estaba considerado uno de los mejores del Mundo, lo que se ha comprobado durante los peores momentos de la pandemia es que cuenta con los mejores profesionales pero sin medios suficientes para llevar a cabo su importante labor.


Si atendemos a lo que indicaban tres informes diferentes sobre la Sanidad española (uno realizado por el Instituto de Evaluación y Métrica Sanitaria de la Universidad de Washington además del índice elaborado por Euro Health Consumer y Bloomberg) y realizamos una media entre sus resultados, atendiendo a los diferentes aspectos que analizan, la sanidad española estaba considerada, en 2018, la novena mejor del Mundo. De la comunidad hispana sería Costa Rica el segundo País, después de España, con el mejor sistema de salud. La pandemia lo ha puesto todo en su sitio al comprobarse de forma fehaciente la capacidad sanitaria real de los Países para hacer frente a una contingencia grave.

De toda Latinoamérica, Costa Rica es el único País en el que todos sus habitantes tienen asegurado el suministro eléctrico en sus hogares

Fijémonos en este detalle: la renta per cápita de un ciudadano de Costa Rica es de 10.988 € anuales (datos del Banco Mundial), mientras que la media española está en 30.371 €. Sin embargo, en el ranking de Países más felices, Costa Rica está por delante de España. Pero es que los otros dos Países hispanoamericanos que cuentan con una población más feliz que la española, entiéndase en líneas generales, tienen también rentas per cápita muy inferiores a la de los españoles. La de México es de 9.673 € anuales, inferior incluso que la de Costa Rica y aun así es el segundo País en el ranking de la felicidad en Hispanoamérica; con respecto a Uruguay, es de 17.278 € al año. Por lo tanto, va a resultar cierto el dicho popular de que el dinero no hace la felicidad.


Ciertamente, en Costa Rica no viven mal o es la impresión que se tiene a tenor de los resultados que ofrece en los diferentes índices observados. El ejemplo del suministro eléctrico es muy llamativo y denota que el Gobierno de ese País se preocupa por que todos los hogares estén bien abastecidos de energía. En España, un País tan avanzado y, en cambio, seguimos teniendo un lastre con nuestra red eléctrica y eso que es la quinta más cara de la Unión Europea, esto es, uno de los cinco Países europeos donde la luz les resulta más cara a los ciudadanos.


La alternativa energética no es viable, recurriendo a fuentes limpias como las energías renovables ya que a pesar de ser España el quinto País de Europa con más horas de sol, no termina de aprovechar ese potencial energético.


Es inconcebible, teniendo en cuenta que la red deja bastante que desear en cuanto a suministro (nos encontramos en el puesto 48º en este segmento); somos la 19ª potencia energética del Mundo, la 11ª de la Unión Europea y la segunda de la comunidad hispana, después de México.

En España se vive bien, pero se podría vivir mejor

La pandemia deja imágenes inusuales de España, con terrazas vacías

Vale, el dinero no hace la felicidad, por lo que acabamos de ver, pero desde luego todos estaremos de acuerdo en que ayuda mucho. Veamos la posición de España en el ranking de Países según tasa de habitantes por debajo del umbral de la pobreza. Nos regiremos, en esta ocasión, por los datos proporcionados por el Programa de la ONU para el Desarrollo y teniendo como referencia lo que en España se considera pobreza: tener ingresos mensuales por debajo del sueldo mínimo interprofesional.


España está en el puesto 14º con los mayores sueldos mínimos interprofesionales, 1.108 € mensuales (tengamos en cuenta que se pagan 14 pagas anuales en España, incluyendo las extraordinarias de Verano y Navidad que en este ranking integramos en las doce pagas mensuales puesto que las extras son extrañas en otros Países).


El País donde se pagan mejores sueldos mínimos del Mundo es Luxemburgo, con salarios que sobrepasan los 2.100 € mensuales

Una cifra increíble para la mayoría de los españoles cuyo sueldo medio es de algo más de 1.900 € mensuales. Por lo tanto, en Luxemburgo, los que menos cobran tienen sueldos casi 200 € por encima de los salarios medios españoles, siendo ambos Países miembros de la Unión Europea.

España es el octavo País de la UE con los sueldos mínimos más elevados (perdemos un puesto con respecto a 2017 y eso que se subió el salario mínimo interprofesional). Se entiende que haya formaciones políticas y sindicatos que reclamen mejores sueldos en España, pues no se comprende que un País tan desarrollado tenga tan bajos salarios.


Si nos fijamos en los salarios que se cobran en la comunidad hispana, el segundo País con mejores salarios mínimos es Uruguay (puesto 31º del Mundo), muy alejado de los españoles; allí, el sueldo mínimo interprofesional no llega a 430 € mensuales, después de la subida del 4,3% en 2020.

Marroquíes y rumanos son los que más viajan a España a probar fortuna en los últimos años. A pesar de la crisis económica por la que ha pasado el País y que la pandemia amenaza con repuntar, es la décima nación del Mundo con mayor número de inmigrantes: supone casi el 13% de la población total del País, en torno a 5.900.000 inmigrantes, de los que más del 31% son iberoamericanos (según el Instituto Nacional de Estadística). Este colectivo es superior ya al norteafricano, que tradicionalmente era el mayoritario, llegando vía Marruecos.


En Colombia el sueldo mínimo interprofesional apenas supera 220 € mensuales y en Marruecos es de 278 €; el salario del que se quejan muchos españoles, de 1.100 € mensuales, para la mayoría de los inmigrantes es un sueño hecho realidad. Ello no significa que las reclamaciones sindicales en España de mejoras salariales no sean justas, todo lo contrario.

El hecho de que en otros Países no se cobre como se debiera, no debe ser impedimento para que, en España, la décimo tercera economía mundial, no se reciban salarios acordes con la zona euro. En Irlanda, en el puesto 32º del Globo en cuanto a PIB, los salarios mínimos superan en un 40% los de España. Refleja una alta sensibilidad y protección laboral del Gobierno irlandés hacia sus ciudadanos, anteponiéndose a los intereses de los empresarios, al contrario de lo que sucede en España donde se anteponen los intereses empresariales, antes que los de los trabajadores.

Pero con todo, España no es el País con mayores impuestos del Mundo, ni mucho menos; se halla en la posición 22ª de tan odioso ranking (aunque tengamos que reconocer que los impuestos son necesarios para mantener a un País, sí es cierto que en según qué aspectos pudieran disminuir o incluso anularse algunos por innecesarios). Tampoco es el País de la Unión Europea donde más carga fiscal existe, sino el 18º.


¿Quieres saber más? Entonces, no dudes en leer el tercer post de esta serie:

Peso de España en el Mundo (y III)


Y si aún quieres más, aquí tienes la primera parte del estudio:

Peso de España en el Mundo (I)

© 2008-2020 por RSW

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon