• Marcos González

Peso de España en el Mundo

Actualizado: 9 de nov de 2018

Analizamos la posición de España en variados rankings para determinar su importancia en la comunidad internacional

La Puerta de Alcalá, en Madrid, fue el primer arco del triunfo construido tras la caída del Imperio Romano

España vuelve a recuperar el puesto 13º entre las mayores economías del Mundo, según datos del Fondo Monetario Internacional. Pero ¿cual es el peso total de la Nación española en el orden mundial? A lo largo de tres artículos, analizaremos diferentes rankings, listados e índices, señalando las fuentes en las que nos documentamos, y realizando una media de todos los resultados obtenidos intentaremos situar a España en su verdadero lugar en la comunidad internacional. Si en el Mundo hay 247 Países, consideramos que para que uno de ellos destaque entre los demás, ha de estar entre los 25 primeros.


Estudiaremos 17 parámetros:

  • Potencia económica

  • Facilidad para realizar negocios en el País, teniendo en cuenta las mayores o menores trabas para el comercio transfronterizo.

  • Red de suministro eléctrico y desarrollo tecnológico así como capacidad energética, incluyendo energías renovables.

  • Deuda pública

  • Balanza comercial (exportaciones e importaciones)

  • Número de multinacionales con alcance global

  • Turistas que recibe anualmente y calidad de los servicios que se ofrecen a los visitantes.

  • Reservas de la Biosfera en su territorio

  • Patrimonio histórico-artístico (incluyendo el arqueológico).

  • Talento aportado a lo largo de la Historia en forma de diferentes genios en distintos ámbitos culturales y científicos.

  • Población total (teniendo en cuenta su longevidad y nivel de felicidad tanto de los españoles como de los inmigrantes que residen y trabajan en España así como el sueldo mínimo interprofesional, la renta per cápita y la carga fiscal que soportan ciudadanos y empresas).

  • Sistema de Sanidad y Seguridad Social

  • Número de ciudades con PIB importante

  • Seguridad interior – atendiendo incluso a un aspecto muy actual, el de la ciberseguridad –

  • Funcionamiento de la Justicia

  • Potencia militar

  • Infraestructura de transportes y la tasa per cápita de vehículos a mot


España es una potencia con demasiadas trabas administrativas


España tiene ya un Producto Interior Bruto de 1,24 millones de euros; 114.000 millones más que en 2017. Han sido necesarios cinco años para volver a estar entre las trece principales potencias económicas del Mundo y no va a ser fácil mantener el puesto ya que Australia, que es a la que se le ha arrebatado, no se dará por vencida. Ahora bien, el PIB australiano “solo” ha crecido 88.000 millones de euros, así que de seguir dicha tendencia ambos Países, en 2019 España pudiera tener un PIB superior al australiano en casi un 3% pero aun seguiría alejado del ruso (el siguiente a batir) en más de 200.000 millones de euros.


Veamos el peso de la economía española en sus dos Regiones de expansión natural: la Unión Europea e Hispanoamérica. En la primera zona, España es la cuarta potencia económica. El tercer puesto lo ostenta Italia, que ha crecido menos que España, pero con un PIB de 1,8 billones de euros (más de medio billón superior al español). Aunque España aumentara su PIB al mismo ritmo que el último año resulta casi imposible alcanzar a los italianos, que han tenido unos ingresos brutos de 95.000 millones de euros en su último balance anual.


Con respecto a la comunidad hispanoamericana, España sigue siendo imbatida. La segunda economía de la Región más potente es la mexicana, pero su PIB es de 1,04 billones de euros, muy por debajo del español. Su ritmo de crecimiento es de unos 10.000 millones de euros anuales, muy alejado de la pauta que marca la economía española. No hay ninguna otra nación hispanoamericana entre las 20 más potentes del Mundo; habría que irse al puesto 26º para encontrar a la República Argentina, con un PIB de 417.000 millones de euros. La diferencia entre el mismo y los Productos Interiores Brutos de España y México es abismal.


Pero muy diferente resulta la comparativa si de lo que hablamos es de la facilidad de hacer negocios en un País u otro. España podrá estar entre los 15 Países con mayores ingresos brutos del Mundo, pero de poco sirve si cuando llegan los inversores encuentran dificultades para establecer sus empresas con el consiguiente beneficio que conlleva: generación de empleo, principalmente. Uno de los factores que impiden que se cree más empleo y por lo tanto que disminuya más rápidamente el índice de paro es que no se invierte lo suficiente ni dentro del País ni desde el extranjero, porque España está en el puesto 30º en el ranking de Países según facilidades para llevar a cabo negocios e inversiones. Este listado lo confecciona todos los años el Banco Mundial, siendo el mejor, o el que más facilidades ofrece a los inversores, Nueva Zelanda. En la Unión Europea es Dinamarca que además es el tercero del Mundo. En la lista no solo se contempla lo fácil que lo puedan tener inversores extranjeros sino también del propio País.


Si se ponen trabas legales, jurídicas y administrativas complejas a cualquiera que desee montar una empresa y mover dinero generando empleo, el País en cuestión bajará puestos en el ranking. Y es que iniciar un nuevo negocio en España puede llegar a ser complicado, sin embargo, curiosamente, en el comercio transfronterizo España es el País que mejor disposición ofrece del Mundo.


Hay dificultades en concesión de préstamos bancarios que permitan la puesta en marcha de pequeñas y medianas empresas en España

En contra de lo que pueda pensarse, en Estados Unidos no es tan sencillo hacer negocios si bien tampoco complicado, desde luego mucho menos que en España. EEUU es la octava nación del Mundo donde es más fácil crear una nueva empresa. El País que se halla por detrás de España en cuanto a facilidad para establecer nuevos negocios es Rusia, que como ya dije es también el que ocupa el puesto 12º en cuanto a mayor PIB, justo por delante de España. Así que los rusos nos superan en ingresos brutos, pero están justo detrás nuestra en cuanto a facilidad para hacer negocios. Pero es que Rusia se hallaba en el puesto 35º el año pasado, así que en 2019-20 pudiera rebasar a España sin demasiada dificultad. De hecho, no pocas grandes empresas norteamericanas han puesto sus ojos en Rusia al verlo como un mercado muy competitivo: hay dinero, pero también una Administración que cada año facilita más las cosas a los inversores, reduciendo los impuestos que han de satisfacer.


México se encuentra en el puesto 54º del Mundo, muy por detrás de España, lo que significa que es mucho más difícil invertir en cualquier Estado mexicano que en España. Solo en un aspecto México ofrece muchas más facilidades que España: la concesión de créditos, estando en el octavo puesto mundial. Pero de poco sirve si después las trabas son tantas que terminan por alejar a los inversores extranjeros. Por lo tanto, en el orbe hispano, España es el País donde menos problema tiene un inversor que quiera montar un nuevo negocio. Le sigue México y, en tercer lugar, Chile (puesto 56º del Mundo). Argentina, la tercera economía de la comunidad hispanoamericana, es en cambio uno de los Países donde más complicado resulta montar una nueva empresa.

Hemos hablado de ingresos brutos (PIB) pero no del gasto público. Según la deuda pública conocida de cada País del Mundo, el Estado español tiene una deuda contraída del 97% de su PIB. Es muy elevada, colocándole en el puesto 15º con la mayor deuda; nada menos que 1,27 billones de euros. Pero tal vez les asombre saber que los Países más endeudados son los más ricos también, Estados Unidos el que más, con 16,34 billones de euros de deuda. Es una cantidad pasmosa y aun así, no llega a ser el 100% de su PIB, sino el 98%; tal es la riqueza de la gran superpotencia mundial.


Hay casos extravagantes, pero no por ello dichos Países se hallan en situación de pobreza, ni mucho menos; por ejemplo, Luxemburgo debe 3,42 billones de euros, casi el triple que España, cuando es un País mucho más pequeño y menos poblado. Y aun con todo, tiene la mayor renta per cápita del Mundo.



La balanza comercial de España es deficitaria

Las exportaciones se hacen, sobre todo, por mar

México no debe tanto dinero como España, tan solo el 38% de su PIB y la deuda pública argentina es todavía menor, del 36% de su PIB. Pero ello no implica que se encuentren en mejor disposición económica o de disponibilidad monetaria que España, ni mucho menos, como hemos comprobado en los apartados anteriores. Ahora bien, el mercado mexicano es enorme. Los negocios que se mueven en el Estado mexicano presentan un gran dinamismo pero por muy grande que sea el mercado interior, si se importa más que exporta, la balanza comercial se vuelve deficitaria y no supone ingresos para el País, así que veamos que poder exportador tiene España.


El mayor exportador mundial es China con un volumen total de 1,89 billones de euros. Muy alejado está EEUU, con 1,38 billones; casi a la par los alemanes con exportaciones por un volumen de 1,37 billones. España queda muy atrás, pero en un honroso 15º puesto mundial, con un montante de algo más de 300.000 millones de euros, lo que le convierte en el quinto exportador de la Unión Europea. Pero aquí tenemos otro parámetro en el que España no es líder en la comunidad hispana, puesto que es superada por México (puesto 12º mundial), que exporta por valor de 361.000 millones de euros (60.000 millones más que España). Son los dos grandes exportadores entre los Países hispanos, puesto que el siguiente, que es Chile, queda muy atrás: en el puesto 42º mundial y un volumen de apenas 53.000 millones de euros.


Vamos a las importaciones y veamos cómo están las balanzas comerciales. De nuevo, el País que más mercancías de todo tipo importa es EEUU, con la descomunal cifra de 2,13 billones de euros. El déficit es muy notable puesto que importa mucho más que exporta, nada menos que 550.000 millones de euros. China, en cambio, tiene una balanza positiva, al exportar más que importa (1,63 billones). El superávit chino es de 260.000 millones de euros, lo que le permite seguir liderando el comercio mundial y parece que así seguirá siendo por mucho tiempo. También le supone contar con más dinero que el resto de Países del Mundo para invertirlo en su territorio, sin esperar a que lo hagan inversores extranjeros, de ahí las trabas existentes en la actualidad al respecto. Antes era más sencillo invertir en China, pero el gigante asiático es ya muy solvente con lo que no necesita esas inversiones externas; al contrario, es el resto del Mundo el que busca atraer las inversiones chinas. Como vemos, las tornas han cambiado.


España también tiene déficit en su balanza comercial, aunque no tan elevado como el de Estados Unidos: solamente 11.000 millones. Y aquí vemos la diferencia de México con España, puesto que importa por un total de 382.000 millones, o sea, presenta un déficit de 21.000 millones de euros. España es el décimo quinto importador del Mundo y México el décimo tercero. Argentina es el tercer País del orbe hispano que más importa, 59.218 millones de euros. Su balanza es negativa puesto que exporta por un valor de 51.255 millones de euros, con lo que el déficit es de casi 8.000 millones de euros anuales.


Sin duda, un factor que indica el peso de la economía de un País es el número de multinacionales que posee, esto es, las grandes corporaciones y empresas presentes en varios Países. España cuenta con doce grandes multinacionales de acción global presentes en prácticamente todo el Mundo, según la revista Fortune y su índice de las 500 mayores corporaciones industriales y empresariales. Es la quinta potencia europea (Italia, la cuarta, solo tiene una multinacional global más que España) y la décimo segunda del Mundo en presencia y expansión empresarial en el Mundo. Es líder en la América Hispana, puesto que el segundo País con mayor número de multinacionales globales es México (puesto 19º mundial), con cinco.


Solo hay 33 Países que posean grandes compañías multinacionales con presencia global; España y México son los únicos de entre los Estados hispanoamericanos

Si analizamos el potencial demográfico, México es el País de la comunidad hispanoparlante más poblado, con 130 millones de habitantes (puesto 10º del Mundo), seguido de Colombia (28º del Mundo) con más de 50 millones y en tercer lugar España (30º del Mundo), con 46 millones de habitantes. En la Unión Europea, España es el cuarto País más poblado.

Claro que el territorio de México es mucho más grande que el de España aunque, de entre los Países de la comunidad hispana, el gigante es Argentina con 2.780.000 kilómetros cuadrados; 5,5 veces el territorio español. Le sigue México, con 1.964.375 kilómetros cuadrados. Son Países gigantescos y junto con Perú, la tercera Nación hispana más extensa, se hallan entre los 25 con la superficie territorial más grande del Planeta.


Contar con un amplio territorio siempre es beneficioso puesto que, por lo general, ofrece mayores recursos naturales y más espacio para nuevas infraestructuras que generen riqueza. Evidentemente, si no es aprovechado por sus respectivos Gobiernos, eso es otra cuestión. Uno de los parámetros más interesantes es el del número de grandes centros de población lo que demuestra que la acción del Gobierno llega a todo el País, con ciudades como centros administrativos dispersos por el territorio nacional. La falta de recursos se nota cuando hay pocas ciudades pero muy pobladas, donde acuden a buscar trabajo creciendo desmesuradamente los suburbios obreros. Así que la riqueza nacional y una buena imagen al exterior la reflejan también un mayor número de ciudades que cuenten con todo tipo de servicios públicos; cuantas más ciudades haya, más riqueza y mejor imagen. Significará que su producto interior bruto está repartido y además que cuenta con varias ciudades (cuantas más mejor) conocidas por sí mismas en el Mundo, sin necesidad de especificar que se hallan en tal o cual País.


España está en el décimo lugar del Mundo en número de grandes ciudades y en el cuarto puesto de la Unión Europea, donde la Nación con más número de urbes importantes y conocidas es Alemania. Entre los Países hispanoamericanos, España es la que tiene más grandes ciudades con peso e influencia, seguida de México con cuatro ciudades importantes (consideradas como tales a escala mundial). Entendemos que son urbes con gran proyección internacional y un alto nivel de ingresos propios. En este aspecto, el País con mayor número de estas ciudades es, como no, Estados Unidos, con 80 urbes de este tipo. Le sigue China con 50 grandes ciudades.


Una buena infraestructura de transportes beneficia en todos los sentidos. Desde la primera Revolución Industrial, la riqueza de un País podía medirse en base a los kilómetros de vías férreas que tuviera ya que era y es el medio de transporte de mercancías y personas más usado en el interior de un País, para distancias largas o entre ciudades. Le sigue como medio más utilizado el autobús entre ciudades o el automóvil, que suele emplearse más dentro de una misma Provincia, independientemente de que sea usado para desplazarse por motivos vacacionales. Así que valoraremos también el número de vías de tren de alta velocidad, que es el que ofrece mejor imagen de un País actualmente en cuanto a sus infraestructuras de transporte y la flota de automóviles.


En cuanto a vías de "alta velocidad", España es la tercera potencia del Mundo después de China y Japón. Pero con los nuevos ramales a punto de concluirse que comunicarán las ciudades del sur con Madrid y el litoral mediterráneo, España superará a Japón en cuestión de uno o dos años.


Según el Banco Mundial, España está en el puesto 14º de todo el Mundo, en cuanto a vehículos de motor per cápita y el sexto de Europa. Es también el País con más vehículos per cápita de toda la comunidad hispana, seguido muy de lejos por México (puesto 49º mundial).


¿Quieres continuar conociendo la verdadera influencia de España en la comunidad internacional?

Entonces, no te pierdas la segunda parte: Peso de España en el Mundo (II)

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon

© 2008-2020 por RSW