Peso de España en el Mundo ( y III)

Actualizado: 9 de nov de 2018

Comparamos el nivel de seguridad y satisfacción de España con respecto a la comunidad internacional.

España es una de las 20 Naciones más importantes del Mundo

Uno de los parámetros que se miden para conocer el grado de satisfacción de la población y que los inversores extranjeros miran con lupa, es la confianza de los ciudadanos en las Fuerzas de Seguridad ya que indica un mayor o menor nivel de seguridad pública. En este aspecto, el de la seguridad ciudadana, los Países más peligrosos de toda la Comunidad hispana (se incluye España, como llevamos haciendo en todo el estudio) son El Salvador, Honduras y Venezuela.

El País más seguro del Mundo, en el que sus ciudadanos viven más tranquilos, lo que garantiza en gran medida a los inversores extranjeros que sus empresas y negocios estarán a buen recaudo, es Islandia; España se encuentra en el puesto 30º del ranking mundial de seguridad interior, lo cual no es muy alentador, de hecho, de los 27 Países miembros de la Unión Europea, España ocupa el puesto 14º. No es, por lo tanto, una de las diez naciones más seguras de Europa ni tampoco está entre las 25 más seguras del Mundo, incluso ha empeorado puesto que en 2017 sí era una de las veinte Naciones más seguras, si bien puede decirse que los Cuerpos de Seguridad españoles funcionan correctamente y su preparación es elevada. De no ser así, los últimos sucesos en Cataluña (atentados yihadistas de 2017) y el conflicto separatista en dicha Comunidad Autónoma, razones del descenso en el ranking, hubieran sido peores. Pero la descoordinación entre Administraciones provoca incertidumbre en los observadores externos.


De toda la comunidad de Países hispanoparlantes, España sí se halla en el primer puesto. Le sigue Uruguay (puesto 37º del Mundo) y Costa Rica (puesto 40º del Mundo). Los parámetros que mide el Índice de Paz Global elaborado todos los años por el IEP (Institute for Economics and Peace) que es del que he obtenido los datos, son la seguridad tanto personal como social de los ciudadanos, el nivel de militarización del País y la existencia de conflictos internos y con otros Países.


Vayamos ahora con el sistema judicial; ¿en qué puesto se encuentra España? En el 23º, habiendo mejorado un puesto con respecto a 2017, así que parece que la Justicia funciona en España, claro que no está entre los veinte mejores del Mundo. Tampoco está entre las diez Naciones europeas en las que el sistema judicial es más competente y limpio, sino en el puesto 11º. Eso sí, de nuevo ejerce liderazgo entre los Países hispanos, seguida por Costa Rica (puesto 24º del Mundo, justo después de España) y en tercer lugar Chile (puesto 27º del Mundo). ¿Qué se valora en este índice para estar más arriba o abajo? Las restricciones en la acción gubernamental, esto es, que no haya injerencias del Estado en el poder judicial; cuanto más independiente sea éste, más arriba estará en el listado. Se valora igualmente el nivel de corrupción, el orden público y la seguridad ciudadana, el funcionamiento de los juzgados, etc.


En una época como la que nos ha tocado vivir, con Internet dominando todo prácticamente, la ciberseguridad resulta esencial, por lo que valoraremos también el nivel de seguridad informática de España y su posición en el Mundo. Para ello nos fiaremos del NCSI, el National Cyber Security Index que elabora la e-Governance Academy Foundation de Estonia cada pocos meses, con la idea de evaluar no solo el nivel de ciberseguridad sino también la capacidad de los Estados para hacer frente a incidentes cibernéticos, ataques y demás eventos. Valoran tanto la legislación que haya en cada País al respecto, si es que la hay, organismos públicos preparados para esas contingencias, incluyendo la coordinación entre los mismos, si hay una estrategia nacional de ciberseguridad, los requisitos para encriptar sistemas de infraestructuras críticas, grado de implementación de la firma electrónica y seguridad en torno a la misma, unidades policiales preparadas para luchar contra la ciberdelincuencia y unidades militares para la ciberdefensa y en qué grado están coordinadas con otros Países.

Las redes en España están entre las más seguras

España se halla en un puesto de preeminencia en cuanto a ciberseguridad, ya que es el segundo Estado más seguro del Mundo en este aspecto, siendo Lituania el primero, con lo que España es también el segundo País más seguro de la Unión Europea. Ahora bien, no significa que su nivel de desarrollo tecnológico sea también el más elevado, porque no es así. España se encuentra en el puesto 25º en cuanto a desarrollo tecnológico y en el puesto 13º de la Unión Europea. Pero de nuevo lidera el sector entre los Países hispanos, seguida muy de lejos por Chile, en el puesto 33º en cuanto a ciberseguridad y en el 45º en nivel de desarrollo tecnológico.



España sigue siendo una potencia militar, pero de segundo orden


Vamos a mirar ahora el poder militar de cada Estado; en qué puesto se halla España y cuál es la principal potencia militar hispanoamericana.


Consideramos que un País destaca en algún aspecto si se encuentra entre los 25 primeros y en cuanto a capacidad bélica o para defenderse ante un eventual ataque, España es uno de los Países con mayor poder militar, concretamente en el puesto 19º del Mundo. Tiene casi 180.000 soldados repartidos entre los tres ejércitos y una Fuerza de Seguridad estatal de naturaleza militar; 646 aviones de todo tipo (combate, transporte, logística…), 327 tanques aparte de otros vehículos blindados y 46 navíos militares de diferente calado y funcionalidad, con un presupuesto de 10.200 millones de euros para Defensa.


Si comparamos con otros Países: la mayor potencia militar de la Unión Europea es Francia (5º puesto mundial) con casi 388.000 soldados – más del doble que España –, 1.561 aviones (multiplica el poder aéreo español por 2,5), 406 tanques y otros vehículos blindados más 118 navíos que conforman su formidable Armada o Marina de Guerra, entre los que figuran nada menos que cuatro portaaviones. El presupuesto para Defensa de Francia triplica el español.


Contar con más o menos portaaviones es símbolo de poderío militar y respeto en la escena internacional, además de reflejar riqueza puesto que son extremadamente caros, tanto en su construcción como en su mantenimiento. Estados Unidos cuenta con once y Francia cuatro, si incluimos las fortalezas flotantes multifuncionales como la que posee España, el “Juan Carlos I” que no todos consideran verdaderos portaaviones, aunque puedan transportar algunos, pero sobre todo helicópteros de combate. Australia tiene dos de estas megaestructuras navales, Italia otras dos y con uno, al igual que España, están India, Gran Bretaña y Tailandia. Tanto Rusia como China cuentan con un portaaviones cada País, pero en la actualidad están construyendo alguno más en sus astilleros.


Ningún País de Hispanoamérica se encuentra entre las 25 Naciones con las mayores capacidades bélicas del Mundo. La segunda potencia militar de la comunidad hispana, después de la propia España, es México (puesto 33º del Mundo), con menos de 60.000 soldados, sin apenas tanques (poseen variados vehículos blindados), 373 aviones, una cantidad poco más de la mitad de los que posee España y sin portaaviones o incluso submarinos (España tiene tres sumergibles). El presupuesto mexicano para Defensa es de algo más de 6.100 millones de euros – 4.100 millones menos que España –.


Teniendo en cuenta todos los parámetros analizados en el presente post y el anterior, establecemos que España se encuentra en el puesto 20º del Mundo. Para ello, hemos realizado media ponderada de las posiciones que ocupa el País en los diferentes rankings que se han usado como referencias: potencia económica, facilidad para realizar negocios en el País, red de suministro eléctrico y desarrollo tecnológico, deuda pública, balanza comercial (exportaciones e importaciones), número de multinacionales con alcance global, turistas que recibe anualmente, calidad de los servicios que se ofrecen a los visitantes, reservas de la Biosfera en su territorio, patrimonio histórico-artístico (incluyendo el arqueológico), talento aportado a lo largo de la Historia en forma de diferentes genios en distintos ámbitos culturales y científicos, población total (teniendo en cuenta su longevidad y nivel de felicidad tanto de los españoles como de los inmigrantes que residen y trabajan en España así como el sueldo mínimo interprofesional y la carga fiscal que soportan ciudadanos y empresas), número de ciudades con PIB importante, seguridad interior – atendiendo incluso a un aspecto muy actual, el de la ciberseguridad –, funcionamiento de la Justicia y potencia militar. Incluso se ha tenido en cuenta la infraestructura de transportes y la tasa per cápita de vehículos a motor.


Leer los anteriores artículos de esta serie:

Peso de España en el Mundo (I)

Peso de España en el Mundo (II)

© 2008-2020 por RSW

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon