Lo que nos depara el Smartphone

Actualizado: 13 de abr de 2018


Se celebra estos días en Barcelona el Mobile World Congress (MWC). Un evento marcado por la polémica política por el desplante inicial del Ayuntamiento de Barcelona a la visita del rey de España, Felipe VI, que acudió a inaugurar el Congreso, aunque después la alcaldesa y el monarca compartirían un almuerzo, si bien con la tensión como protagonista.


Aparentemente ajenos a los corrillos políticos, la nueva edición del más importante congreso sobre telefonía móvil del Mundo está resultando un gran éxito, como todos los años. Y es que, hoy en día, el teléfono móvil se ha vuelto indispensable. Dos terceras partes de los internautas navegan por la Red desde sus dispositivos celulares. El mercado de venta online es inmenso y se accede al mismo principalmente a través de teléfonos móviles. También es con estos dispositivos con los que realizamos ya casi todas nuestras operaciones bancarias o contratamos el viaje de nuestros sueños; incluso vemos la televisión en sus pequeñas pantallas, en cualquier lugar y momento. Pero es la mensajería instantánea el servicio que más utilizamos con nuestros móviles. Se habla ya de una “cuarta revolución industrial” con el teléfono móvil como impulsor de la misma.


Las redes sociales se alimentan gracias a los móviles que nos permiten interactuar con nuestros amigos y contactos en cualquier situación y subir fotografías o vídeos al instante. Para que todo ello sea aún más rápido de lo que ya es, se ultima la tecnología 5G que no solo abarcará a la telefonía sino también a la denominada “Internet de las Cosas”, pues todo tipo de aparatos electrónicos estarán conectados a la Red.


Con tal magnitud cibernética, la seguridad informática será esencial; las empresas de ciberseguridad tienen mucho futuro por delante. La clave estribará en aplicar protocolos de seguridad desde el inicio de la cadena de producción pues cualquier componente, por pequeño que sea, podrá albergar una amenaza cibernética no detectada por los desarrolladores. Pero también eliminar las técnicas de “ingeniería social” que idean los crackers o piratas informáticos para lo que las empresas de telefonía ya cuentan, prácticamente todas, para sus mejores modelos, con la aplicación biométrica de acceso al dispositivo, si bien la clave de acceso (pin o contraseña) sigue siendo el recurso más utilizado. La Banca online ya está estudiando también recomendar a sus clientes el acceso a sus cuentas mediante el reconocimiento de rostro o huella dactilar.

La filosofía del código abierto se expandirá, pero no olvidemos que, si en Internet se nos ofrece algo gratis, el producto somos nosotros, razón de más para que cuidemos como nunca nuestra privacidad.

Nuestros teléfonos móviles, con imágenes y mensajes que forman parte de nuestra esfera privada, estarán amenazados como nunca, ya sea para ofrecernos productos que se adapten a nuestros gustos e intereses, ya con fines ilícitos (secuestro de datos cuyo rescate nos supondrá un pago en bitcoins).


En España contamos con una de las más grandes empresas de telecomunicaciones del Mundo: MOVISTAR. Con casi 350 millones de clientes, repartidos en 21 Países y 127.000 empleados, la Compañía ingresa 50.000 millones de euros netos anuales. Como vemos, un imperio industrial siendo su principal negocio la telefonía móvil.


MOVISTAR ha estado en el Mobile World Congress como empresa patrocinadora y es por ese patronazgo que dicho Congreso se celebra en España y en concreto en Barcelona. Pero si la situación política de Cataluña no cambia, tanto MOVISTAR como VODAFONE, otro gigante de las telecomunicaciones (con mayor peso global que Movistar incluso) y patrocinador también del Congreso, no descartan trasladar el evento a otra ciudad que pudiera ser de Gran Bretaña. A fin de cuentas, Vodafone es una empresa británica. Sin embargo, lo cierto es que gran feria de la telefonía móvil está siendo un gran éxito, no afectándole lo más mínimo el desplante de la alcaldesa de Barcelona al rey, así que parece que hay MWC en Cataluña para muchos años. Más les vale a los políticos dejar sus diferencias y ser conscientes del beneficio que le supone a Barcelona mantener el “Mobile” (como abreviadamente se conoce también al Congreso) pues el beneficio para la ciudad es de 471 millones de euros (el dinero que dejan los casi 110.000 visitantes y participantes con el alojamiento hotelero, los lugares que visitan aprovechando que se encuentran en Barcelona, el gasto en restaurantes y locales e instalaciones de ocio, el uso de medios de transporte públicos, etc.)


Las aplicaciones más increíbles que usan telefonía móvil

Las tiendas online son las que más expectación causan en el Mobile ya que están sofisticándose a un ritmo increíble. Amazon, como no, desarrolla una aplicación que detecta los códigos de barra de los productos que se cogen de las estanterías y los acumula en la cesta virtual de nuestra cuenta para que cuando lleguemos a la caja registradora, de modo automático, se nos cargará en nuestra tarjeta de crédito. Tan solo necesitaremos nuestro teléfono móvil activo para emitir la señal que vaya del producto al detector del móvil.


Puede que alguno de nuestros lectores piense que la eliminación de ciertos puestos de trabajo como los cajeros de los establecimientos comerciales es una de las desventajas del avance de la tecnología telefónica. Sin embargo, el sector crea nuevos puestos de trabajo y además genera ingresos para las Administraciones Públicas en forma de impuestos que pueden ser reinvertidos en mejoras de infraestructuras que, a su vez, crean más empleos. Tengamos en cuenta que se prevé que para dentro de tan solo unos años, el 71% de la población mundial tendrá un teléfono móvil y se comunicará de forma habitual por celular. El 14% de estas conexiones utilizarán redes 5G y para ofrecer la mejor atención al usuario de esa tecnología, que podrá descargar lo que quiera en tan solo décimas de segundo, presentan dispositivos con pantallas sofisticadas ya que la clave será la calidad de la imagen.

Los componentes de los teléfonos se harán más resistentes al agua, uno de los principales enemigos de los aparatos de telefonía móvil.

Coches que se adelantan a nuestras reacciones al conducir en base a nuestra forma de manejar el automóvil, pero ofreciendo además una mayor seguridad. Y también lugar para la diversión: SEAT es la multinacional española del sector (aunque propiedad del gigante alemán Volkswagen); vende sus automóviles a 75 Países siendo el mercado alemán el que mejor le va a la marca española. La firma aprovecha el Mobile para presentar una nueva característica que sin duda hará las delicias de sus usuarios: la captura desde el coche de música que nos guste al integrar la aplicación Shazam al ordenador de a bordo. También instalarán en sus modelos estrella, ATECA y LEÓN, una asesora de voz tipo “Siri” o “Cortana” solo que se llamará “Alexa” pero hará lo mismo desde el ordenador de a bordo: informar de todo lo que se le consulte con la voz.


El gigante chino de la telefonía Huawey ha presentado un vehículo que puede ser conducido con una terminal telefónica; sencillamente increíble. Es el Road Reader y es capaz de sortear obstáculos. Cuando las demás casas de automóviles copien la idea con sus propios modelos pasaríamos a la tercera fase de la conducción autónoma, esa que vemos en las películas futuristas en las que el “prota” ordena con su voz activar el piloto automático, pero para ello deberá el vehículo contar con tecnología 5G, así que no lo veremos como algo habitual hasta bien entrada la próxima década. Lo que sí tendremos ya es el dispositivo que BMW instalará en sus modelos de apertura y cierre por control remoto mediante el teléfono móvil.


Otra de las utilidades del teléfono móvil con más futuro es el traductor. Fujitsu ha presentado en Barcelona su nuevo traductor multilingüe –con 19 idiomas– con el que ya no será problema ninguno entendernos con cualquier persona, vayamos donde vayamos. Y no solo en viajes, también en videoconferencias: basta con que grabemos la conversación y ésta se traspase de audio a texto, pero ya traducido al idioma que nos interese. Los traductores de audio ya existen desde hace años, pero lo que hacen es transcribir a nuestro idioma y después se traduce al que queramos. El Fujitsu Talk traduce de forma inmediata y aunque existe también desde hace unos años, se ideó para ordenadores, no para teléfonos móviles. La nueva aplicación no solo servirá para las videoconferencias, también en una conversación entre dos personas incluso si una de ellas tiene deficiencias auditivas utilizando sus respectivos teléfonos móviles.


La otra herramienta que va a mejorar de modo espectacular su funcionalidad será la cámara del Smartphone. Su calidad será tal que se acercará a la de las cámaras digitales convencionales. Estos aparatos no desaparecerán, por el empuje de las cámaras integradas en los móviles, pero sí acabarán quedando relegadas a su uso profesional porque los particulares recurrirán a sus teléfonos móviles para plasmar sus recuerdos. Las mejoras se notarán, sobre todo, en el uso nocturno de la cámara. De hecho, la empresa china ZTE ha presentado su modelo Blade V9 con una de las mejores cámaras nocturnas dentro de la gama media de dispositivos celulares (los que cuestan entre 200 y 500 €). Y es que China partirá la pana la próxima década, con el permiso de los norteamericanos de Apple y los coreanos de Samsung, claro, que serán las únicas grandes multinacionales que podrán hacer frente al imparable avance de las empresas chinas de tecnología. Claro que los chinos seguirán haciendo honor a su fama de “copiones”, como ha demostrado la empresa Leagoo con su modelo de Smartphone S9, que es prácticamente idéntico al iPhone X, solo que mucho más barato. Si el teléfono de Apple cuesta más de 900 €, el modelo chino no supera los 150€, aunque el segundo tiene seis gigas de memoria RAM mientras que el Apple solo tres y la cámara trasera del S9 cuenta con 16 megapíxeles y la del iPhone tan solo 12. Por lo demás, el iPhone supera con creces al modelo chino, como no cabía esperarse otra cosa.


Otra herramienta que se está popularizando de los teléfonos móviles son las aplicaciones que miden parámetros de nuestra salud. En Barcelona se han presentado complementos de lo más interesantes como el apósito adhesivo que la empresa catalana SkinTemp ha desarrollado y que envía información sobre la temperatura del cuerpo al teléfono móvil en cuestión de uno o dos segundos; adiós al termómetro digital.


Y por supuesto la seguridad doméstica también tiene mucho futuro gracias a la telefonía móvil. Si ahora ya nos envían las centrales de alarma que colocamos en nuestros hogares señales de alerta e imágenes del interior de la vivienda en nuestra ausencia, se están desarrollando los robots guardianes que sustituirán los cajetines tan horteras que colocamos en nuestros recibidores.


En definitiva, un mundo increíble nos espera a partir de 2020 en la que sin duda será la década del Smartphone.

© 2008-2020 por RSW

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon